Luego de 73 años de casados, el amor continúa siendo su mejor modo de comunicación, Howard tiene 92 años y ha perdido la mayor parte de su capacidad de oír, por lo que pide constantemente que le repitan las palabras de su mujer, la cual está débil para levantar la voz. Laura, de 93, tiene degeneración muscular , por lo que no se puede ver más que sombras y la luz.

Antes que Howard, volviera de la Segunda Guerra Mundial, su esposa, Laura, le cantaba You’ll never know”, canción que seguramente significaba algo especial para ella. Ahora fue el momento de Howard, quien le dedicó la canción a su esposa en la habitación del hospital.

El video fue grabado por su nieta Erin y subido a You Tube con el texto: ‘Esta ha sido su canción de amor desde la Segunda Guerra Mundial. Ella tiene 93 y él, 92. Ahora es él quien le canta a ella, preparándola para su viaje’.

A pesar que él no podía mantenerse en pie, pidió ayuda para poder ponerse junto a su esposa y tomarle de la mano mientras le cantaba. Al final hasta le dio un beso en los labios, mientras ella lo ayudaba con la letra de la canción.

Ahora la pareja salió del hospital y está en su casa, mientras ella pasa sus últimos días en compañía de su esposo, hijos y nietos.