Las huellas, que alcanzan los 80 centímetros de diámetro, se encuentran a lo largo de toda la sierra de Alfarcito.

Por Cristian Velázquez

 Huellas de dinosaurios saurópodos y terópodos y de aves del último período del Cretácico fueron descubiertas en la localidad jujeña de Maimará, en la Quebrada de Humahuaca, por investigadores de las universidades de Salta, Tucumán y Río Negro, como indicios de la existencia de “un mar de poca profundidad” pero con miles de kilómetros cuadrados de extensión, reveló hoy a Télam el investigador del Conicet Carlos Cónsole Gonella.
“Son muchas huellas, no hay un conteo individual, son dos planchones grandes que tienen varias decenas de metros cuadrado”, contó a Télam Cónsole Gonella, investigador del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet).

Las huellas, que alcanzan los 80 centímetros de diámetro, se encuentran a lo largo de toda la sierra de Alfarcito, cerca de Maimará, 76 kilómetros al norte de San Salvador de Jujuy.

Compartir