El presidente se refirió al debate en el Senado y expresó estar “contento” por el “diálogo”, pero consideró que “necesitamos más educación”. “Acá tenemos un problema de fondo”, reconoció y “una enorme responsabilidad de seguir trabajando”.

El presidente Mauricio Macri, quien propició el debate sobre la despenalización y legalización del aborto al abrir el año parlamentario, aseguró que “son debates que comienzan y van a continuar”, luego de la sesión en la que el Senado rechazó el proyecto.

Desde la Casa Rosada, el mandatario ponderó el “diálogo” y la discusión que durante meses se dio “en casa, en la oficina, en el comercio, en la escuela, en todos lados”. “Eso demuestra que ha crecido la capacidad de dialogar, de escucharnos, de los argentinos”.

“Más allá de mi posición personal, yo no vine a ser presidente para imponer lo que yo pienso, yo vine a tratar de generar un ámbito donde, primero, entender qué es lo que los argentinos quieren y encontrar un lugar donde lo puedan expresar”, sostuvo.

Macri confesó estar “muy contento” porque “hemos avanzado en construir el diálogo, la tolerancia”. “Tenemos que escucharnos, respetarnos, tratar de expandir lo que pensamos muchas veces y cambiar de posición, que hubo muchos casos así, y otros ratificar sus convicciones pero respetando al otro”, agregó.

En tanto, afirmó que “como Estado tenemos una enorme responsabilidad de seguir trabajando” ya que “no solamente necesitamos más diálogo, queda claro que necesitamos más educación. Acá tenemos un problema de fondo que no va a cambiar con una ley más o una ley menos”.

El presidente advirtió entonces que “tenemos más de 100 mil chicos que nacen de embarazos adolescentes no deseados”, y aseguró que este es un “tema central” en su agenda. “Es importante que empoderemos a nuestros jóvenes enseñándoles cuáles son las consecuencias de las decisiones que toman”, consideró.

Por eso, resaltó que “es muy importante que sigamos trabajando en la educación integral de los docentes, que incluya el capítulo de educación sexual; necesitamos una asesoría integral a las escuelas”.

Y continuó diciendo que el Estado distribuirá “métodos anticonceptivos de larga duración, que se demuestran mucho más efectivos”. “Lo hemos empezado con Salta, Jujuy, Corrientes, Misiones, donde hay estadísticas que muestran la mayor cantidad de embarazos adolescentes no deseados”, apuntó.

“Esta es una agenda que nos compromete, porque el problema está y tenemos que seguir trabajando para que todas aquellas chicas realmente tengan la posibilidad de elegir”, completó.

Por último, Macri destacó que estos “son debates que comienzan y van a continuar” porque “los argentinos estamos madurando en libertad” y “estamos entendiendo qué significa vivir en democracia y con libertad plena”.