El ex jefe de Gabinete dijo que el exministro no tiene votos y el diputado justicialista reclamó no caer en “una competición de egos”.

Convertido en una suerte de jefe de campaña de Cristina Fernández de Kirchner, Alberto Fernández fue uno de los más enfáticos de ese sector para salir a cuestionar a Roberto Lavagna como candidato “alternativo” del peronismo. Este fin de semana volvió a hacerlo al poner en duda que sea “un dirigente que arrastre gente como para ganar una elección”.

Le salió al cruce el diputado nacional Diego Bossio, quien calificó al exministro de Economía como “el referente más importante del crecimiento sustentable, del diálogo y del acuerdo. Es un gran hombre de Estado”.

El diputado del bloque Justicialista señaló en ese sentido que “todos cuentan si el objetivo es sacar a la Argentina adelante, no podemos caer en las descalificaciones y mucho menos contra una figura como Roberto Lavagna”.

“La política no puede ser una competición de egos, eso no le resuelve los problemas a los argentinos. Que no hable de Lavagna, sobre todo porque si hay alguien que nunca tuvo votos fue Alberto Fernández”, concluyó.