Afirman que son los ejemplares más grandes que puedan encontrarse en la zona, pero el contacto con sus tentáculos sólo puede generar una fuerte urticaria.

Luego de que se viralizara un video de un guardavidas que filma cierta de invasión de aguas vivas en playas del centro de Mar del Plata, especialistas recomiendan “no entrar en pánico” debido a que no se trata de animales peligrosos.

Agustín Schiaritti es doctor en Ciencias Biológicas, investigador del Conitet, especialista en medusas trabaja y trabaja en el Inidep. En diálogo con 0223 explicó que si bien los ejemplares encontrados este miércoles por la mañana en la orilla de la Playa Popular 4 son “de lo más grande por estos lados”, ninguno de ellos es peligroso.

“Aunque sus tentáculos pican, lo único que pueden generar es una fuerte urticaria”, sostuvo el científico y señaló que la única excepción son los casos de personas alérgicas. “En Argentina nunca hubo un caso mortal por picadura de agua viva”, indicó.

Schiaritti contó que al menos hasta Bahía Blanca “es común encontrar este tipo de medusas en la costa. La campana puede tener un máximo de 15 centímetros y provienen de Brasil.

Recomendaciones
Ante la presencia de aguas vivas, el primer consejo que el especialista Agustín Schiaritti dio es, de ser posible, evitar el contacto. “Se recomienda no tocarlas porque pueden generar una gran urticaria”, afirmó.

En caso de no poder obviar el contacto, lo primero es “no entrar en pánico”. Luego, lo que se debe hacer es colocarse frío sobre la zona afectada -gel es lo ideal-. “Pero no tiene que ser agua dulce”, aclaró. Si quedaron restos de la medusa sobre la piel, el agua dulce activa el veneno de los tentáculos que termina de salir.

“Tampoco hay que ponerse arena o frotarse con la toalla o un trapo, ni ponerse vinagre o hacer pis sobre la urticaria”, explicó el científico.

Ante cualquier duda consultar con un médico o dirigirse al centro de salud más cercano.