El intendente Héctor Olivera, en otra clara acción de gobierno en favor de quienes más lo necesitan, hizo entrega ayer jueves, 5 pensiones municipales a madres jefas de hogar.

Este aporte económico será percibido mensualmente por las beneficiarias y pretende ser un paliativo a la situación económica familiar. Además, las mismas serán incrementadas de acuerdo a las posibilidades del municipio y a la demanda social.

Olivera se mostró satisfecho por poder brindar nuevamente este tipo de ayudas y las madres agradecieron profundamente este aporte que viene tan bien en un momento donde el poder adquisitivo se ve claramente disminuido.

El jefe comunal anunció también que continuará realizando estos aportes y que el municipio trabaja continuamente para cubrir las necesidades de cada vecino que se encuentre en situación de vulnerabilidad social.