Con modificaciones en la discusión en particular, el Senado votó a favor de la iniciativa que favorece a las pymes de economías regionales.
El Senado aprobó y giró a la Cámara de Diputados una iniciativa del entrerriano Alfredo De Ángeli (Cambiemos) sobre la ley de warrants, que modifica las herramientas de certificados de depósitos establecidas en el año 1914 para beneficiar el financiamiento de pymes abocadas a economías regionales.

El proyecto avalado este miércoles recibió 48 votos a favor y solo ocho en contra, de los senadores Marcelo Fuentes, Anabel Fernández Sagasti, Ana Almirón, Nancy González, Ana María Ianni, María de los Ángeles Sacnun (Frente para la Victoria-PJ), Fernando “Pino” Solanas (Proyecto Sur) y la puntana Eugenia Catalfamo, recientemente alejada de Adolfo Rodríguez Saá.

La senadora Silvia Elías de Pérez (UCR) explicó que “este proyecto actualiza una ley con las últimas novedades y necesidades de los sectores”.

En este sentido aseguró que “lo primero que hace es ampliar el ámbito de aplicación de la ley para cualquier bien del origen y naturaleza que sea fundamentalmente las especies vivas, y en segundo lugar el plazo de vigencia se amplia de 6 a 12 meses de depósito y al finalizar este período se puede pactar la prórroga del mismo”.

Por su parte, De Ángeli destacó que el objetivo es “mejorar una ley que tiene más de cien años y poder así contar con una herramienta de financiamiento ágil y rápida”.

En tanto, el chubutense Mario Pais (Argentina Federal), tras criticar algunos aspectos del proyecto, dijo que “es un instrumento que puede transformarse en un derivado financiero importante en un país que tiene dificultades para el acceso al crédito, con tasas que son cuasi confiscatorias para el deudor y su imposibilidad de seguir gestionando para el productor”.

Desde el kirchnerismo, Fuentes argumentó el rechazo del bloque, al sostener que “esta ley es un parche que está condenado a generar más acumulación de excedentes financieros en manos de aquellos que cortan el bacalao”.

Al cierre del debate, el presidente de la Comisión de Presupuesto, Esteban Bullrich (Pro) resaltó: “Queremos producir más alimentos con valor agregado para consumo local y también para la exportación, y para eso, el warrant ayuda”.

“Se ha trabajado mucho pensando en las economías regionales y es importante acompañar este proyecto porque tenemos la capacidad de ser el supermercado del mundo”, explicó el macrista.

El proyecto apunta a establecer el uso de warrants o certificados de depósitos para todas las operaciones sobre bienes o productos de cualquier naturaleza producidos en el país como en el extranjero, caso en el que deberán someterse a las disposiciones aduaneras.

La propuesta modifica la ley vigente, ya que amplía el ámbito de aplicación, el plazo de vigencia de los certificados del warrant y del certificado de depósito; define el carácter del depósito en el que las empresas pueden realizar la operatoria -propios o de terceros; y establece la posibilidad de negociación del warrant como título de crédito en el mercado financiero y de capitales.

También especifica las inhabilidades e incompatibilidades para formar parte de la sociedad emisora, e incorpora como requisito para ello, la presentación de un certificado de antecedentes judiciales.

FOTOS: Comunicación Senado