estrellas DON GRALL GETTY

En el mes de agosto se podrá observar la famosa lluvia de estrellas llamada Perseidas, también conocida como Lágrimas de San Lorenzo por la cercanía con la celebración de este santo. Este fenómeno astronómico será visible en todo el hemisferio norte del 17 de julio al 24 de agosto de 2019. Las velocidades de los distintos meteoros podrán superar los 50 kilómetros por segundo.

Las estrellas fugaces serán dignas de ser observadas, dado que las Perseidas también son conocidas por generar bólidos especialmente brillantes.
Según los astrónomos, este 2019, se esperan unos 70 meteoros por hora. Las noches más intensas serán las del 12 y 13 de agosto. Es justamente en estas fechas que existe la posibilidad de poder observar entre 150 y 200 meteoros por hora en algunos momentos. Sin embargo, dado que la luna llena estará a solo unos días de distancia de su pico, las vistas de este año se verán ligeramente opacadas por el resplandor lunar.

¿De dónde proviene esta lluvia de estrellas?
Los meteoros de las Perseidas provienen del cometa 109P/Swift-Tuttle, que tarda 133 años en completar un viaje alrededor del sistema solar. Esta órbita está llena de partículas pequeñas, que han sido liberadas por el cometa en sus pasos anteriores.

Cada año, cuando una de estas partículas, que formaron parte de la cola del cometa, se pone en contacto con la Tierra, por la fuerza de gravedad, entra en la atmósfera terrestre a gran velocidad, la fricción la calienta hasta vaporizarla a gran altura. Es por esta razón que no es un peligro y se puede disfrutar sin ningún problema.

¿Cuáles son los consejos que brindan los expertos para su observación?
Para poder disfrutar de las lágrimas de San Lorenzo, varios institutos astronómicos recomiendan acudir a un lugar oscuro en el que no haya árboles, edificios o montañas que obstaculicen la vista. Por otro lado, es preferible dirigir la mirada hacia las zonas más oscuras para tener una mayor visibilidad.

ngenespanol.com