El joven que conducía el Peugeot 208 que sufrió un brutal choque en horas de la madrugada de este sábado en Irala y ruta 88 finalmente falleció durante la mañana en el Hospital Interzonal General de Agudos (Higa).

Fuentes del Higa le confirmaron a 0223 el deceso de la víctima, que tenía 25 años y fue identificada como Nicolás Lautaro Diez, después de que los profesionales médicos no pudieran revertir su delicado estado de salud mientras permanecía en la unidad de terapia intensiva.

En la causa ya tomó intervención el responsable de la Unidad Fiscal de Instrucción (UFI) Nº11 de Delitos Culposos, Rodolfo Moure, quien dispuso el cambio de carátula de “lesiones culposas” a “homicidio culposo”.

Por lo pronto, la imputación recae sobre el conductor del Toyota SW4 que provocó el impacto trágico. Se trata de un hombre de 55 años. Personal de la Subsecretaría de Transporte y Tránsito logró realizarle un test de alcoholemia pocos minutos después del hecho y se detectó que estaba borrracho: tenía 0,60 gramos de alcohol en sangre en su cuerpo.

En el hospital siguen internadas otras cuatro personas, de entre 20 y 57 años, que no revisten cuadros que pongan en riesgo su vida, según aseguraron las fuentes consultadas por este medio.

Será clave el resultado que arrojen las evaluaciones periciales que se practiquen sobre los vehículos secuestrados por la Justicia para esclarecer la reconstrucción del siniestro y determinar el curso de la investigación.