El mandatario electo en las elecciones del 27 de octubre y su compañera de fórmula, Cristina Fernández de Kirchner, juraron y asumieron en sus cargos ante el Congreso de la Nación, en medio de la algarabía de sus seguidores. Cada uno de los integrantes de la fórmula leyó su juramento.

Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner juraron este miércoles como presidente y vicepresidenta de la Nación, y el primero recibió de manos del presidente saliente, Mauricio Macri, los atributos presidenciales.

Finalmente se resolvió el misterio en torno a las caracerísticas sobre cómo sería el juramento, puntualmente quién se lo tomaría. Recordemos que era deseo de la expresidenta Cristina Kirchner -según había trascendido- ser ella quien le tomara juramento a su compañero de fórmula.

Al final la conducción de la Asamblea Legislativa estuvo a cargo de la vicepresidenta saliente, Gabriela Michetti. Ella condujo la ceremonia hasta el momento de la jura. El primero en jurar fue el presidente, Alberto Fernández, y luego lo hizo Cristina Fernández de Kirchner. Pero ya no fue Michetti quien les tomó juramento. Lo que ella hizo fue convocarlos para que leyeran sus respectivos juramentos.

Concluido ese trámite y ante la escribana, intervino el presidente saliente, Mauricio Macri, quien procedió a traspasarle a su sucesor los atributos presidenciales, en medio de una gran ovación que partió desde las bancas del recinto de la Cámara baja y los palcos.

A continuación, el mandatario saliente se retiró del recinto y su sucesor comenzó a dar su discurso inaugural de gestión.