Según el ministro de Salud, se busca garantizar su aplicación a los sectores de riesgo.

El ministro de Salud, Ginés González García, afirmó que el Estado ya se aseguró la provisión de vacunas contra la Covid-19 “para el 20% de la población” argentina, de modo tal de garantizar su inoculación a los sectores de riesgo, y garantizó que luego “se va a comprar todo lo necesario” para el resto de las personas.

Además, González García se expresó “muy optimista” en que la que se producirá en el país estará lista para su distribución “en el primer trimestre” del año próximo.

El funcionario sostuvo que si bien ayer fue “muy prudente” el anuncio realizado sobre el acuerdo para producir una vacuna contra el coronavirus, su “apuesta” es más optimista que la que se dio a conocer. “Me juego y apuesto a que será en el primer trimestre del año que viene”, dijo, sobre el momento en que la producción estará disponible para ser aplicada en el país.

Durante el anuncio, el presidente Alberto Fernández aseveró que el laboratorio que producirá los reactivos en la Argentina tendrá listo el desarrollo para noviembre (Fase 3) y en los primeros seis meses de 2021 estará lista para distribuirse. Sin embargo, para Ginés ese plazo podría acortarse a la mitad.

“De entrada ya tenemos asegurada una cantidad para el 20% de la población”, con lo cual “las prioridades serán los mayores, el personal de salud que tiene un riesgo distinto, y luego los grupos de riesgo”, precisó. Luego, añadió, “el Estado va a comprar todo lo necesario”.

El titular de la cartera sanitaria explicó los alcances que tendrá el acuerdo con la Fundación Slim y laboratorios locales para producir la vacuna generada por la Universidad de Oxford. No obstante, ratificó que el Gobierno nacional está “negociando con los tres estudios más adelantados” para obtener la vacuna que frenaría el coronavirus.

Además, recordó que el acuerdo alcanzado permite “tener una capacidad distributiva sobre toda América Latina, junto a México, de hacer la vacuna en Latinoamérica para toda Latinoamérica”. El punto importante, añadió, será el precio que estará entre los 3 y 5 dólares: “Es un ejemplo solidario de los que no tiene mucho el mundo en estos momentos”