La vicegobernadora bonaerense, Verónica Magario, indicó que “se está estudiando que la próxima temporada veraniega empiece en diciembre y termine en abril” y detalló que no sólo se evalúa “aumentar la cantidad de meses” sino que también se busca que las salidas se den de forma ordenada y a partir de reservas por Internet .

En declaraciones a Todo Este Ruido por Radio Provincia indicó que “cuanta más circulación hay también es mayor la posibilidad de traslado del virus” y por ello sugirió “abandonar las escapadas de fin de semana y pensar en salidas por un tiempo prudencial que permita mayores cuidados sanitarios”.

Magario sostuvo que “la gran circulación no puede volver. Las rutas no pueden estar llenas como las teníamos antes” y admitió que en este contexto “la hotelería y la gastronomía tampoco trabajarán al 100% debido al distanciamiento social y las diferentes medidas sanitarias”.

En tanto, en relación al aumento de coparticipación que percibirá la Provincia, reiteró que le parece un aporte “justo” y le pidió a la Ciudad de Buenos Aires “pensar solidariamente” porque “siempre la coparticipación fue solidaria”.

Finalmente, Magario adelantó que ese ingreso la Provincia lo utilizará no sólo para mejorar las condiciones salariales y laborales de la Policía Bonaerense sino también para “empezar a pensar en la pospandemia y en reactivar la industria, el turismo, las PYMES, agro y los comercios”.