La Cámara de Diputados bonaerense aprobó y giró al Senado el proyecto de expropiación de terrenos para la construcción de cárceles y alcaidías en el Conurbano provincial, enviada por el Poder Ejecutivo.

La iniciativa prevé que en un término de 10 años se llevarán a cabo seis unidades en cuatro distritos del Conurbano: Moreno, La Matanza, Quilmes y Moreno, estos últimos dos con dos cárceles cada uno. El plan contempla -en lo inmediato- la construcción de dos unidades penitenciarias con capacidad de mil plazas cada una y diez alcaidías para 300 reclusos en cada dependencia.

En los fundamentos de la iniciativa, el Gobierno bonaerense señaló que “la cantidad de personas que tienen domicilio en el AMBA, y se encuentran alojadas en Unidades Penitenciarias, Alcaidías y comisarias de la Provincia, representan el 69,2% del total de la población analizada; cuando en contraposición, el total de plazas con la que cuenta el sistema para alojar a personas en ubicaciones cercanas en dicha región, es de apenas el 38,7% del total de la capacidad carcelaria”.