El director adjunto de la región sanitaria que abarca, entre otros, los partidos de La Plata, Chascomús, Dolores, General Belgrano y Castelli, señaló que se viven semanas de “mucha alerta” en el sistema sanitario en el marco de la segunda ola de la covid-19.

El director adjunto de la Región Sanitaria XI, Manuel De Battista, habló de la situación epidemiológica que se vive por la pandemia del coronavirus en la zona que se extiende entre los municipios de La Plata, Berisso y Ensenada y las comunas de Dolores, Castelli y Chascomús, entre otras jurisdicciones.

De Battista reconoció que son semanas de “mucha alerta” en el sistema sanitario en el marco de la segunda ola de covid-19 y en ese sentido reparó que el rápido aumento de los hisopados en las últimas tres semanas ha generado “un estrés muy alto” para el sistema.

En declaraciones al programa Siete Colores por FM 97 Une, el funcionario explicó que el incremento de los casos “nos da una perspectiva de ocupación de camas que no es promisoria”.

De Battista señaló que en el caso de La Plata, “en las últimas tres semanas se registró el 40% de los casos del año y la mayoría son personas jóvenes”. “Esto tiene que ver con los eventos sociales y deportivos. Por eso esas actividades son las que más nos preocupan hoy”, avisó.

En esa línea el referente de la Región Saitaria XI agregó: “Se observa entre los jóvenes un cierto relajo de las medidas de protección y a esto se le suma que hay muy pocos controles por parte de las autoridades locales con respecto a la nocturnidad y las fiestas. Eso es un caldo cultivo para la difusión viral”, señaló De Battista al respecto.

Por otra parte, el titular de la Región Sanitaria XI confirmó el registro de las nuevas cepas en la región y sostuvo: “Hay un caso de una persona que vive en La Plata y no tiene nexo con alguien viajó. Es la cepa que se difunde mucho más rápido y es más agresiva en pacientes jóvenes”.

En ese marco, De Battista dijo que se coordinó con la municipalidad de La Plata el relanzamiento de los Operativos Detectar en los barrios. “El objetivo es salir a la búsqueda activa de los casos, porque tenemos la mayor concentración en el casco urbano, pero es allí donde también tenemos la mayor cantidad de efectores de salud que pueden detectarlos. Vamos a volver con la estrategia territorial para garantizar que la gente de los barrios de la periferia no tenga que venir a la ciudad y hacer una fila para hisoparse”, sostuvo.

Anuncio